Purito y Valverde, la cabeza y las piernas

Estándar

El seleccionador español de ciclismo, Javier Mínguez, anunció la lista de convocados para el Mundial de Ponferrada: Alejandro Valverde, Joaquín Rodríguez, Jon Izagirre, Jesús Herrada, Imanol Erviti, Jonathan Castroviejo, Luis León Sánchez, Dani Moreno y Dani Navarro. La lista despierta muchas y muy diferentes lecturas. Vamos con alguna de ellas:

rui-costa-joaquin-rodriguez-alejandro-valverde-world-championships-podium-florence_01. LA AUSENCIA DE ALBERTO CONTADOR, LO MEJOR PARA TODOS. Muchos se escandalizan por la ausencia de Alberto Contador en la lista definitiva y, lógicamente, por su renuncia previa a la selección. Pero lo cierto es que en toda su vida deportiva, Contador ha ganado muy poquitas carreras de un día y ninguna de las grandes clásicas y, mucho menos, de trazado rompepiernas como el de Ponferrada. Visto lo visto, Contador no tenía opciones de ganar y tampoco se le ha visto muy dispuesto a viajar con el mono de faena. Por tanto, lo mejor para todos es su ausencia y la entrada en la lista de corredores que tengan claro que su único objetivo es el de tirar del carro.

2. DOS LÍDERES Y SIETE CASCOS AZULES: ¿HABRÁ CUCHILLOS? Visto el ambiente durante la Vuelta a España, se especulaba con la posibilidad de que Javier Mínguez convocara a dos líderes, Alejandro Valverde y Joaquín Rodríguez, y siete cascos azules de la ONU, todos ellos con la única misión de evitar una guerra interna más que ayudar a los jefes en carrera. Al final no ha sido para tanto, pero la cohabitación de esos dos líderes será determinante para ver el papel español. El problema de España es que las mejores piernas las tiene el ciclista con peor cabeza y, al revés, la mejor cabeza no está acompañada de las mejores piernas. O dicho de otro modo: Joaquín Rodríguez suele hacer lecturas del final de carrera mejores que Alejandro Valverde, pero el murciano llega a Ponferrada un punto por encima del catalán si hablamos de la condición física.

3. CICLISTAS DE FUTURO: JON Y JESÚS. También parece acertado que Mínguez empiece a dar cancha a los dos corredores que deben ser el futuro del ciclismo español: Jon Izagirre y Jesús Herrada. Está claro que hoy por hoy ninguno de los dos puede soportar la presión de ser los líderes del combinado nacional. Pero a Jon le hemos visto brillar en Inglaterra mientras que el pequeño de los Herrada ha sido top15 en las dos clásicas canadienses, así que ambos llegan en forma y tendrán una oportunidad magnífica de ir aprendiendo de cara a su Mundial, que llegará antes de lo que podemos pensar. En la recámara empiezan a asomar -siempre que el perfil no sea muy duro- ciclistas como Juanjo Lobato o Carlos Barbero. Pero por ahora, la selección está bien definida en ese aspecto de pensar en el hoy pero también en el mañana.

La lista, en definitiva, parece acertada y sólo tiene dos sombras. La primera es interna: la convivencia de los dos líderes. La segunda es externa: ¿se podrá batir a las selecciones interesadas en que haya un sprint más o menos masivo? Si los dos líderes son capaces de convivir y si se rompe el control que algunas selecciones intentarán plantear, las medallas están garantizadas. El oro es otra cosa. Para eso se necesita un toque de genialidad. Y eso no se puede programar. Aparecerá o no. Pero hay que esperar hasta el domingo 28.

Vicente del Bosque no debe seguir al frente de la selección española de fútbol

Estándar

La vida es una constante toma de decisiones y casi siempre suele ser muy complicado saber cuál es el mejor camino en la resolución de los conflictos. Por ejemplo, algunas de las selecciones que van quedándose fuera del Mundial han anunciado casi inmediatamente la destitución y/o dimisión del seleccionador nacional e incluso del presidente de la Federación, como en el caso de Italia. Pero tampoco es una posición mayoritaria. En realidad, depende de la ambición y/o tradición de cada país. En Italia, caer en primera ronda se ha considerado una humillación y el técnico ha dejado su cargo. En España parece que caer en primera ronda no se considera dramático y todo apunta a que Vicente del Bosque continuará en su cargo.

vicente-del-bosqueEs cierto que el fútbol no deja de ser un deporte y que no tiene sentido alguno que por un mal resultado haya que destituir a un entrenador. Es mucho mejor que todo el mundo, empezando por los aficionados, asuman que no siempre se gana y que cambiar al técnico significa muchas veces cambiar una foto por otra, pero en el fondo lo único que se logra es romper un proyecto y tener que volver a empezar de cero repitiendo muchas veces los mismos errores. En ese sentido, el modelo de Ferguson en el Manchester United ha sido digno de elogio por la estabilidad que ha dado al club durante tantos años. Pero el caso de España es bien diferente al del Manchester. Nuestra selección no sólo ha caído en lo deportivo firmando uno de los peores Mundiales que se recuerdan -tres puntos frente a Australia cuando ya nada había en juego-, una derrota clara ante Chile y una goleada ante Holanda. Nuestra selección también ha demostrado que esta generación de futbolistas no estaba preparada para el Mundial y que su líder, Vicente del Bosque, tampoco ha sabido gestionar las relaciones personales ni la capacidad futbolística del grupo.

La convocatoria no tuvo ni pies ni cabeza. España hizo una lista de 23 futbolistas en la que se tuvo en cuenta los méritos pasados mucho más que el presente y/o el futuro. Puestos a asumir que en Brasil no se podía ganar, algo que debió ser evidente tras el baño del pasado año ante Brasil, hubiera sido mejor hacerlo con una generación de jóvenes con los que empezar a pensar en el día de mañana. Pero Vicente del Bosque no tuvo el valor para liderar ese cambio. Justo lo que ahora se le pide que haga. ¡Es paradójico!

La planificación ha sido pésima. Se han jugado amistosos pensando más en hacer caja que en asumir retos complicados. En el fondo, parecíamos más empeñados en llegar al Mundial sin gastar a nuestros futbolistas que en preparar una cita como la de Brasil. Un amistoso contra un rival de entidad podría haber bajado al planeta Tierra a más de uno. Perder a veces es bueno para activar al grupo. Pero jugando contra potencias como El Salvador poco o nada en claro se puede sacar. Victoria cómoda, nadie se siente apretado, hacemos caja y a otra cosa. Además, la idea de llegar a Brasil en el último minuto es incomprensible. Cualquiera que trabaje con deportistas de elite sabe que es necesario llegar al lugar donde se va a competir lo antes posible para adaptarse al calor, la humedad, el cambio horario… Tampoco la elección de la sede parece haber sido muy acertada, puesto que se entrenaba con unas condiciones de frío que luego no existían a la hora de competir.

Y el control del vestuario ha sido nulo. Hemos visto a futbolistas yéndose de cena con sus novias en mitad de la concentración sin respeto alguno hacia el grupo. Hemos visto a futbolistas entrenando desde el pasotismo. Hemos visto a futbolistas anunciando su futuro para 2014-2015 y mostrando la camiseta de su nuevo equipo y hablando de su nuevo proyecto. Hemos visto a futbolistas negociando a tres bandas la rescinsión de su contrato y la firma de uno nuevo con cesión o sin cesión incluida. Con todo esto, parece incluso raro que ese bloque acertara a presentarse con puntualidad a la hora del inicio del partido contra Holanda, porque al final el Mundial parecía lo que menos importaba. E incluso en la derrota hemos visto la peor cara de muchos, con mención especial a un Jordi Alba que no tuvo reparos a la hora de amenazar con “arrancarle la cabeza” a un periodista. Está claro que hemos sabido ganar… pero no hemos tenido la menor dignidad en la derrota. Y cuando alguno ha intentado ejercer la autocrítica, los demás han filtrado su malestar a la prensa certificando que el buen rollo hace muchos años que desapareció.

Con todos esos condicionantes, nos dicen que ahora Vicente del Bosque será capaz de pilotar el nuevo proyecto porque ya no tiene ataduras morales con los hombres que tanto habían logrado en el pasado. Hombre, si es por títulos, Del Bosque debía haber convocado a Gento, que es el ser humano con más Copas de Europa en su casa. Con todos esos condicionantes, nos dice que ahora Vicente del Bosque será capaz de pilotar el nuevo proyecto generando nuevas relaciones y un nuevo clima. Es posible que así sea. Pero la realidad de todos los que trabajamos con grupos humanos indica que será muy difícil. Un jefe que comienza siendo autoritario, puede acabar siendo flexible. Pero un jefe que empieza siendo flexible, tiene muy difícil convertirse en autoritario. Si Del Bosque quiere iniciar un nuevo ciclo, necesita cambiar a muchos jugadores pero sobre todo muchos hábitos. Y el mismo que hasta ahora no lo ha hecho es difícil que pueda hacerlo. En la Federación Española piensan que sí. Ojalá ellos estén en lo cierto. Pero cuando uno ha perdido el respto por su jefe, no lo recupera de la noche a la mañana. Y en ese grupo son demasiados los que no han respetado a Del Bosque. Así que la única solución posible pasaría por eliminarlos a todos ellos del equipo nacional, pero eso no figura en la forma de ser del técnico más laureado de la historia del fútbol español. La solución es complicada… pero recuerda mucho la famosa frase de Albert Einstein: “Si buscas resultados distintos, no hagas siempre lo mismo”. Y nosotros parecemos empeñados en hacer lo mismo…

Kiko Martínez y Mujeres, hombres y viceversa

Estándar

Lo normal es que usted no sepa quién es Kiko Martínez. Para aclararlo mejor, le diremos que es el actual campeón mundial del peso supergallo. Es decir, un boxeador. Y eso automáticamente le convierte en un proscrito en este país llamado España hasta el punto de que existe una ley que prohibía la retransmisión de su combate de ayer en abierto. Vamos a explicarlo.

KIKO MARTINEZLa legislación española considera que desde las 6 de la mañana hasta las 22 horas -vaya horario, por cierto- hay que proteger a los niños. Y por eso mismo no es legal emitir ningún combate de boxeo. Esa violencia no es buena para la infancia. Así que el combate de Kiko Martínez contra Hozumi Hasegawa no pudo ser visto en España. Sí fue retransmitido en Japón, donde hubo 14.000 espectadores empujando al boxeador japonés en un estadio lleno a rebosar. No fueron suficientes. Kiko Martínez acabó ganando por KO en el séptimo asalto y firmó con éxito su segunda defensa del título.

MUJERESLo más curioso de la legislación española es que prohíbe por completo el boxeo y aplaude con las manos abiertas programas como Mujeres, Hombres y Viceversa, un espectáculo conocido en muchos hogares como Chonis, Ciclados y Chusma Variada. El programa de Tele 5 representa muchos de los males de la juventud española, con personajes preocupados por el espejo y no por el cerebro, con individuos obsesionados con su peso, con el tamaño de sus músculos -y apéndices varios- y con el brillo de su pelo, pero incapaces de ofrecer una frase con un sujeto, un verbo y un predicado en la que no haya insultos, tacos o expresiones absolutamente machistas. Y lo peor de todo es que son ofrecidos como modelo social a una generación en la que crecen los “ninis” que ni estudian ni trabajan, pero que sueñan con formar parte de ese particular zoo repleto de monstruos sin ningún oficio pero con el beneficio de la popularidad gratuita.

Y ojo: no pedimos que se suspenda Mujeres, hombres y viceversa. Cada televisión es libre de emitir lo que quiera. Y los espectadores son libres de verlo o no verlo. Del mismo modo, los padres son responsables de controlar y supervisar lo que sus hijos ven en la televisión. Por eso no tiene sentido que Ciclados, chonis y chusma variada lleve años en la parrilla televisiva y que no podamos ver un combate de boxeo.

Las motos, por canal de pago: ¿inicio del declive?

Estándar

El Mundial de Motos sólo se podrá ver por completo a través de Movistar TV, el canal de pago de la empresa de telefonía. Al parecer, habrá 10 carreras que únicamente se puedan ver a través de esta plataforma mientras que el resto de podrán ver, como venía sucediendo, por Tele 5.

La decisión, al margen de sorprendente, supone un punto de inflexión en la historia del deporte de las dos ruedas. Y también en la historia de los derechos televisivos de pago. Los antecedentes no son nada positivos. Veamos las posibilidades:

JORGE LORENZO-El Mundial de Motos es un espectáculo que tradicionalmente ha funcionado muy bien en audiencia en España.

-El dominio de los pilotos españoles es abrumador en los últimos años, lo que casi resta emoción.

-Sin embargo, la pelea en Moto GP entre pilotos de la personalidad de Jorge Lorenzo y Marc Márquez -sin olvidar a Pedrosa- consiguieron que en 2013 el Mundial de motos fuera una referencia indiscutible para los aficionados al motor, pero también para el gran público.

-Con un producto que engancha, se toma el riesgo de pasar a un canal de pago para intentar que la afición se abone. ¿Lo conseguirán? Sinceramente, no lo parece. Y por varios motivos:

1. España es un país donde no existe tradición de pago por los acontecimientos deportivos, ni por el cine, ni por prácticamente nada. El pirateo, con webs de árbitros famosos de por medio, es moneda común.

2. Anteriores experiencias como la del baloncesto y Canal Plus fueron un auténtico desastre. Y no será por falta de cariño -o medios- de Canal Plus hacia el deporte.

3. Además, hay un aspecto que se está olvidando y que resulta vital: los patrocinadores que sostienen gran parte de este circo se encuentran ahora con audiencias mínimas en casi la mitad de los grandes premios. ¿Qué pensará Repsol de su inversión millonaria cuando 10 de las carreras apenas sean vistas por una minoría? ¿Es rentable el motociclismo con esas condiciones?

Es posible que uno esté equivocado, que miles de personas se abonen y que a todo el mundo les salgan las cuentas: patrocinadores, televisiones, propietarios del mundo… Es posible, pero no probable. Esto es España, vivimos una crisis económica enorme y con tantos millones de parados es fácil conseguir audiencias millonarias con los acontecimientos deportivos pero casi imposible lograr que la gente pague dinero por ver esos mismos acontecimientos. ¡Si no lo ha logrado el fútbol… como para pensar que lo puede lograr el motociclismo!

Kiko Martinez, campeon mundial en la clandestinidad

Estándar

El boxeo español demostró una vez más su falta de gancho y no consiguió que el combate de Kiko Martínez contra Jeffrey Mathebula por el título mundial de los supergallos fuera retransmitido por ningún canal. La historia de odio entre los medios de comunicación y el boxeo viene de lejos, así que podemos decir que lo sucedido con Kiko Martínez no es ninguna excepción. De todos modos, justo es destacar otros aspectos de la velada.

El primero, la victoria de Kiko Martínez por KO en el noveno asalto y ante un rival que tenía en su palmarés la condición de ex campeón mundial, así que el sudafricano no era ninguna perita en dulce para que Kiko se luciera ante sus paisanos de Elche sino más bien todo lo contrario.

El segundo, la evolución que está siguiendo Kiko Martínez en sus últimos combates. El alicantino parece más seguro de sí mismo y ha mejorado mucho en la estrategia y la táctica de los combates. En ese sentido, parece que el respaldo de los hermanos Sarmiento está siendo fundamental. Por cierto, ayer estuvieron los dos en la esquina, así que parece segura la reconciliación.

El tercero, el futuro. Kiko Martínez ganó el Mundial por KO en un combate vibrante y ha revalidado el título por KO en casa y ante Mathebula. Ahora tiene que decidir: ¿setas o rolex? Ir a por setas en volver a probar con Carl Frampton, con el que ya perdió por KO no hace tanto tiempo. Ahora, con la confianza adquirida, Kiko sí tiene opciones de intentar vencer al británico. La otra opción es olvidarse de rivales humanos y pensar en una bolsa grande, aunque sea a costa de enfrentarse al rival con el que nadie quiere pelear: Guillermo Rigondeaux. Esa es la duda: Rigondeaux es un rolex, sí, pero todos los ven en el bosque y prefieren seguir buscando setas… sabedores de que el cubano es técnicamente el mejor boxeador de todos.

MARAVILLA MARTINEZDe todos modos, no queríamos acabar la entrada sin una última reflexión. Kiko es un boxeador sin gran escuela, de mucho corazón, fuerte pegada, buen encaje… y poco virtuosismo en sus declaraciones. Por tanto, es un boxeador que puede enganchar al público en el cuadrilatero pero difícilmente fuera de él. No siempre se consigue el boxeador perfecto en el ring y el relaciones públicas perfecto fuera de él.

Pero España tiene un boxeador que cumple con esa doble faceta: el argentino Sergio Maravilla Martínez, quien ejerce de mánager de Kiko Martínez mientras espera a curar su rodilla y su mano sabedor de que sus tiempos como boxeador en activo están ya en la recta de meta y sabedor también de que debe buscar un buen relevo en su promotora. Maravilla sí lo tiene todo para triunfar en el boxeo y también fuera de él. En Argentina lo han descubierto muy tarde y en España no es todo lo famoso que merece. Pero un tipo que durante seis años vivió sin papeles en España… y que ahora maneja millones de euros sin cambiar ni un ápice su personalidad y su carisma es alguien muy grande. Por eso vale la pena escuchar esta entrevista.

BIOGRAFIA DE MARAVILLA

BIOGRAFÍA DE MARAVILLA II

Por cierto, si quieren un punto frívolo, también deben saber que Maravilla se prestó a participar en el programa Más que baile, donde triunfó entre el sector femenino.

MARAVILLA EN MÁS QUE BAILE

Y si lo que quieren es disfrutar con los mejores pasajes de su trayectoria como boxeador, este es un buen resumen

MARAVILLA COMO BOXEADOR

En el vídeo verán su momento dramático en el último asalto contra Julio César Chávez junior, al que había dominado con autoridad hasta que en ese último minuto Chávez consigue tumbar al argentino y la sombra del KO ronda el ring. O su espectacular victoria por KO contra Paul Williams.

Jorge Lorenzo y los males del deportista

Estándar

El mallorquín JORGE LORENZO ha conseguido cierto protagonismo en las redes sociales con un vídeo en el que mostraba su supuesta casa en Barcelona. Decimos lo de supuesta porque con estos reportajes -al igual que en los del Hola, pero por motivos muy diferentes- nunca sabes si es su casa o si han alquilado la de otro para hacer publicidad y salir del paso. Pero vamos a dar por supuesto que ése es su hogar (ahí está el vídeo, con chicas Play Boy incluidas, aunque no vengan a cuento de nada).

La primera duda grande es si de verdad tiene lógica económica una inversión de cinco millones de euros en una casa propia de un adolescente. No lo parece (lo de tener lógica), puesto que no son muchos los adelescentes que en el futuro podrán pensar en comprar esa casa, puesto que ese tipo de potencial comprador o no tiene dinero o prefiere hacérsela a su gusto. Y decimos lo de casa de adolescente por la discoteca interna, por montar un ring de boxeo y por tantos y tantos detalles que llevan a pensar siempre lo mismo: perfecto…es la casa de tus sueños… hoy, pero ¿dentro de diez años servirá para que viva una familia?

JORGE LORENZOFoto: Willtron

La segunda duda es cuánto dinero -y por tanto personal para el cuidado y mantenimiento- hace falta para mantener una casa así. Es evidente que con unos 15 millones anuales de ingresos, Jorge Lorenzo no tiene problemas para llegar a final de mes. Pero él vive una profesión de alto riesgo donde una caída puede reducir los ingresos drásticamente (casi a cero) y, además, los pilotos son muy jóvenes y tienen por delante toda una vida, algo que parece no preocuparles mucho hoy, pero que debería ser motivo de reflexión.

No sólo la casa muestra los males típicos del deportista de elite. También en el garaje se ven muchos de los caprichos habituales: coches de lujo para deportistas que pasan casi todo el año fuera de casa y que apenas harán cuatro o cinco mil kilómetros con el por año (siendo generosos).

OLYMPUS DIGITAL CAMERAFoto: Gogo Visual

Puede ser que Jorge Lorenzo esté mucho años en la elite y gane el dinero suficiente para permitirse todos esos lujos el resto de su vida. Pero también puede ser que no sea así, por desgracia. Lo que está claro es que en el entorno de Lorenzo (y en el de tantos y tantos deportistas) no se practica una tradición romana. En la República (y el Imperio) cada vez que un general conseguía una victoria importante se le permitía entrar en Roma con un desfile triunfal. ¡Era su momento de gloria! Pero subido al carro desde el que el general saludaba a las masas viajaba siempre un simple esclavo que tenía una función muy importante: mantenía sobre la cabeza del general los laureles de la victoria, pero también le repetía a su oído: “Respice post te, hominem te esse memento (“mira hacia atrás y recuerda que sólo eres un hombre”).

Por desgracia, en el entorno de los deportistas (y no sólo deportistas) no parecen abundar los esclavos que recuerdan la humildad necesaria en los triunfos.

PD: Puede ser que el vídeo no haga justicia a la vida de Jorge Lorenzo. Y puede ser que se quede corto. Es sólo una anécdota. Y si piensan que con esa cantidad de dinero es imposible arruinarse, otro día les hablaremos de la situación de los jugadores de la NBA, donde más del 50% están arruinados sólo cinco años después de colgar las botas. Allen Iverson, con 120 millones de euros ganados en su trayectoria como jugador de baloncesto, es el mejor ejemplo de deportista que lo gana todo con la misma facilidad con la que lo pierde.

Fernando Alonso, un soplo de aire fresco en el ciclismo

Estándar

Uno de los grandes éxitos del fútbol es la sencillez de sus normas. Es cierto que la gran mayoría del público -no hablamos de los aficionados- nunca llegan a entender bien la regla del fuero de juego. Pero tampoco hace falta conocerla para saber quién vence un partido y quién gana una Liga o una Champions League.

El ciclismo, por otro lado, es todavía más sencillo que el fútbol: hay una línea de salida y una línea de llegada. Y resulta obvio que el primero en pisar la meta es el vencedor de la carrera. No hay fueras de juego ni nada que pueda enturbiar la comprensión de lo que ocurre en la pantalla… El problema es que luego no sabemos trasladar esa sencillez de la competición a ligas, challenges… igualmente comprensibles.

La ahora añorada Copa del Mundo de clásicas, por ejemplo, fue duramente criticada en su nacimiento. Luego llegó el ProTour y comprendimos que la Copa del Mundo era mejor. Más tarde, el ProTour pasó a ser WorldTour y seguimos con las críticas al sistema y a los malditos puntos… y lo peor de todo es que la nueva revolución que nos espera a la vuelta de la esquina despierta todavía más interrogantes.

El principal defecto de la nueva liga (2015-2020) es el freno a los nuevos equipos. El caso de Fernando Alonso es el mejor ejemplo, un equipo que puede entrar en el ciclismo con el dinero suficiente para estar en la elite pero al que se obligará a estar al menos un año en la segunda división. Y el problema no es ese año de espera -el equipo de Alonso correrá al menos dos grandes en su primera temporada-, el gran problema es la sensación de que las normas las hacen los que ahora mismo controlan el ciclismo internacional. Eso sí es un problema, puesto que hacen que impere una visión cortoplacista donde sólo se tiene en cuenta lo que a mí -y a mi equipo- me/nos interesa en este momento.

Fernando AlonsoFoto: PresidenBertho

El ciclismo tiene graves problemas de credibilidad. Pero también de normativa y sencillez. El sistema vigente de puntos tiene un lado oscuro claro -la falta de transparencia- pero también tiene un lado muy positivo: ofrece oportunidades a todos, los que existen y los que quieran llegar. Y se ha ido puliendo el sistema de puntos hasta llegar a un año en el que apenas hay ya fichajes exóticos.

El nuevo sistema, en cambio, obligará a Fernando Alonso -y a cualquier proyecto nuevo- a comenzar en 2ª División incluso aunque pueda fichar a los mejores corredores del mundo. Y mantendrá en 1ª División a equipos de inferior nivel. Eso no es justo.

Lo único bueno, pensando en el proyecto de Alonso, es que si algo ha mostrado el asturiano en su trayectoria deportiva es la constancia, por lo que no parece que vaya a echarse atrás ante las dificultades sino más bien al contrario. Además, su llegada activará el mercado español -la competencia siempre es sana- y al mismo tiempo traerá un grupo de personas nuevas, con nula experiencia en la gestión de equipos de gran nivel… para bien y para mal. Es decir, cometarán errores propios de principiantes pero también se atreverán a seguir caminos nuevos que los equipos ya consolidados ni siquiera se plantean.

Por tanto, este nuevo proyecto pensado para 2015 va a ser sin duda un soplo de aire fresco para el ciclismo español, pero también para el internacional. Lo importante ahora es que Fernando Alonso acierte con la tecla clave en los proyectos ciclistas: los patrocinios y los líderes. Experiencia en buscar la tecla adecuada también tiene, la verdad.

FERNANDO ALONSO2Foto: PresidenBertho