Conoce Estados Unidos viendo el programa Cazasubastas, de Discovery Max

Estándar

En la televisión actual hay programas y programas. Por ejemplo, Sálvame permite hacer una disección perfecta de España y de los españoles. Pero si uno quiere conocer mejor Estados Unidos, lo que debe hacer es engancharse a Cazasubastas, de Discovery Max. ¿Nunca lo han visto? No se preocupen, yo se lo explico.

DISCOVERY MAX-CAZASUBASTASCazasubastas es un programa que cuenta la vida de dos tipos, Allen y Ton, que viven de ir a unas subastas muy especiales. Pero si rascamos un poco, el programa nos permite hacer una disección perfecta de los Estados Unidos de América.

Allen y Ton se dedican a pujar por trasteros abandonados. Primera condición: en España la gente casi nunca usa trasteros y casi-casi nunca los abandona. Y si los abandona, la empresa de trasteros casi-casi-casi nunca encontrará la autorización para vender todo lo que hay dentro sin antes mover cielo y tierra para localizar al propietario. En cambio, en Estados Unidos todo el mundo necesita un trastero. ¿Por qué? Muy sencillo: se pasan la vida comprando cosas sin saber muy bien si las necesitan, por lo que más pronto que tarde las casas se les quedan pequeñas. Segunda condición: se pasan la vida viajando, con muy poco arraigo a los sitios y en ocasiones prefieren dejar atrás el contenido de los trasteros antes de irse al siguiente destino. Y tercera condición: en cuanto no pagas un recibo, la empresa lo ejecuta, vende todo lo que hay y le importa tres pepinos si había mucho o poco y si el dueño intenta recuperarlo o no.

Aclarados esos primeros conceptos básicos, el programa también nos permite ver otras características muy propias del pueblo americano. Por ejemplo, la gran cantidad de armas de todo tipo y condición que hay guardadas en los trasteros. Por si alguien no lo sabe, en España sólo es posible tener armas si las guardas dentro de una caja de seguridad, con llave. Y como comprenderán la gente no se deja olvidado en el trastero un par de revólveres, un rifle y munición para acabar con toda la guerrilla prorusa que está peleando en Ucrania. En Estados Unidos sí es posible.

Además, el programa también nos permite ver como Ton y Allen siempre ganan dinero. Y como muchas veces compran por cantidades altísimas trasteros de los que no saben nada, puesto que la gracia de las subastas es que apenas hay unos segundos para mirar, lo que significa que se compra más veces a ciegas que con datos encima de la mesa. El mensaje que eso significa resulta abrumador: esos programas sirven para educar al estadounidense medio en conceptos básicos como arriesga tu dinero siempre que veas una oportunidad de negocio y no te preocupes porque acabarás ganando un montón de pasta.

En España, sinceramente, el programa (si se pudiera hacer) sería muy diferente. Para empezar, nunca se hablaría a las claras de los miles de euros que ganan Ton y Allen. Es más, aquí interesaría más rodar la historia de alguien subastero arruinado y de cómo pagó miles de euros sin que su familia lo supiera por un trastero que no vale nada, lo que les ha llevado a perder la casa. Eso, con una buena dosis de niños llorando y policías ejecutando la orden judicial de salir de la casa es más el estilo típico de España. La sonrisa en la cara y los miles de dólares en los bolsillos es la imagen de Estados Unidos, porque todos y cada uno de los trasteros en los que pierden dinero nunca -o casi nunca- aparecen en televisión. Recuerden: ¡Estados Unidos es el país de los triunfadores!